miércoles, 8 de junio de 2011

Falsos positivos: Condenan a siete militares colombianos por triple homicidio

Agencias

Un sobreviviente declaró ante un fiscal que los militares mediante engaños los llevaron al lugar de los hechos, donde les dispararon y luego vistieron los cuerpos con trajes camuflados.

Un juzgado del departamento colombiano de Córdoba sentenció hoy a 31 años y seis meses de prisión a siete militares por los asesinatos de tres civiles en 2008, presentados falsamente como guerrilleros muertos en combate.


Los implicados son un oficial, un suboficial y cinco soldados profesionales, quienes se encuentran presos en guarniciones del Ejército tras ser hallados responsables del delito de homicidio en persona protegida.

En junio de 2008 en una zona rural del citado departamento, tropas del batallón Rafael Uribe Uribe reportaron la muerte de Héctor Espinosa, Hernán Espinosa y Edison Alzate durante supuesto combate con la guerrilla.

Asimismo informaron sobre la incautación de tres revólveres, dos granadas de fragmentación y uniformes de uso privativo de las Fuerzas Militares.

Sin embargo, un sobreviviente declaró ante un fiscal que los militares mediante engaños los llevaron al lugar de los hechos, donde les dispararon y luego vistieron los cuerpos con trajes camuflados.

El escándalo de lo que en Colombia se conoce eufemísticamente como “falsos positivos” (ejecuciones extrajudiciales) estalló en octubre de 2008 por denuncias en la prensa, y si bien fueron destituidos varios generales y oficiales del Ejército, las investigaciones avanzan lentamente.

Por otra parte, en 2009 durante una visita a Colombia, el relator especial de Naciones Unidas Philip Alston advirtió que las ejecuciones extrajudiciales constituyen casi una práctica sistemática en este país.

En su opinión, la política de incentivos del Gobierno a los militares que entreguen cuerpos y armamento de presuntos integrantes de los grupos armados ilegales es el principal factor que favorece los asesinatos de civiles que presentados luego como guerrilleros.

No hay comentarios:

Publicar un comentario