miércoles, 9 de febrero de 2011

Declaración política de la reunión nacional del PDA


Reafirmación de la vitalidad polista


Pese a todos los esfuerzos por disolver y acabar el PDA, hoy reafirmamos su vitalidad y entereza. El PDA no es un proceso aislado, tiene el reto de profundizar su encuentro en la resistencia y en la lucha con la diversidad de procesos y propuestas populares y sociales. Los referendos, iniciativas ciudadanas, cabildos, huelgas, paros, tulpas, planes de vida, asambleas, talleres, programas, mingas, mandatos son sustento de que la insania del régimen no ha logrado sus propósitos. Nuestro reconocimiento y la certeza de que allí está la base y la fuerza de nuestros propósitos e ideario.

 SEIS MESES DE SANTOS

 En sus seis meses de gobierno, el presidente Juan Manuel Santos no ha hecho más que profundizar las nefastas políticas del régimen político y el modelo de acumulación económica: tratados de libre comercio con Estados Unidos, Canadá, Suiza y la Unión Europea; privatizaciones y exenciones multimillonarias y toda clase de garantías para las multinacionales, mano de obra barata y código laboral para beneficio de los inversionistas extranjeros a través de los megaproyectos y la entrega corporativa del territorio; entrega del petróleo, el carbón, el oro, el níquel, el gas, la flora y la fauna, y en general los recursos naturales. Nos declaramos en clara oposición a todas esas políticas y a sus consecuencias destructivas para el país y la sociedad.

 ENTIERRO DE LA CARTA DE DERECHOS

 El actual gobierno pretende institucionalizar la llamada sostenibilidad fiscal, que arrasa con la Constitución de 1991, atenta la formalización laboral y refuerza la explotación del trabajo. Mantiene la revaluación del peso, la rebaja de aranceles, la producción de agrocombustibles debilitando, cada vez más, la producción de alimentos, los que son importados masivamente. Insiste en hacer un negocio de la salud y la educación, en conceder toda clase de gabelas a la gran minería y facilidades para la concentración de la propiedad de la tierra. Aunque existen diferencias de estilo con Uribe, el de Santos es, con más decisión, un gobierno al servicio del capital financiero y las empresas multinacionales.

 POLITICA DE DIALOGO FRENTE AL CONFLICTO ARMADO

 El gobierno persiste en la pretensión de imponer el tratado militar que le permitiría a Estados Unidos el uso de bases colombianas, mientras continúa la aberrante intervención del Comando Sur con la presencia de efectivos norteamericanos en nuestro territorio. Frente a esto, el PDA exige el establecimiento de una política de paz desde el Estado, con base en el diálogo, los acuerdos humanitarios y la negociación política del conflicto interno, cesar los bombardeos y fumigaciones a las zonas agrarias y la militarización de la pequeña y mediana minería. El PDA apoya y respalda las iniciativas para lograr la paz con justicia social, democracia y soberanía, tales como las impulsadas por Colombianos y Colombianas por la Paz, y pide poner punto final a la judicialización y persecución a la oposición política.

 ESTAMOS CON LAS VICTIMAS

 Son urgentes la erradicación del paramilitarismo y sus estructuras económicas y políticas, el fin de los “falsos positivos”, de la desaparición forzada y el secuestro, el castigo a los responsables y la reparación de los afectados. Estamos por una propuesta de reparación efectiva a las victimas y de integralidad en la restitución de tierras.

 RATIFICACIÓN DE LA OPOSICIÓN

El II Congreso Nacional del Polo Democrático Alternativo tomó por unanimidad la decisión de adelantar su campaña presidencial agitando un programa de gobierno, cuyo objetivo fue derrotar el proyecto económico, social y político uribista. Recién elegido Juan Manuel Santos, se aprobó la oposición al nuevo gobierno. Consecuente con ello, y con lo planteado en los párrafos anteriores, ésta Dirección Nacional del Polo, ratifica dicha posición y llama a los dirigentes y militantes de nuestra organización, a sus simpatizantes y amigos, y a todo el pueblo colombiano, a redoblar esfuerzos en el desenmascaramiento del gobierno actual por no ser más que la continuidad de todo lo negativo que vivimos en los gobiernos anteriores.

 Hacemos un llamado de alerta dado el carácter continuista de las  pretensiones del presidente Juan Manuel Santos, de uncir a su carro victorioso a todas las fuerzas políticas del país mediante su engañosa propuesta de la Unidad Nacional.

 Instamos a que las posibles y las circustanciales interlocuciones e interpelaciones al gobierno y/o sus propuestas (relaciones internacionales, restitución de tierras, proceso de paz) se desarrollen en el marco de la oposición sin vacilaciones y que las propuestas que se presenten sean construidas en sintonía con  las necesidades e interés de la mayoría de los colombianos y sus expresiones populares.

 EL POLO ES ALTERNATIVA DE PODER

El PDA se reafirma en su vocación de poder, en avanzar en el fortalecimiento de las propuestas y políticas que nos han permitido ser gobierno y demostrar que esa propuesta de país tiene un sello diferente de justicia social, de equidad, democracia; un gobierno para la gente entendido como un procesos que consolidaremos en los municipios, departamentos y en el país en general.

POR LA TRANSPARENCIA Y CONTRA LA CORRUPCIÓN

Nos encontramos en un momento en el cual nuestro partido es objeto de duros ataques de parte de quienes temen el avance de una alternativa de poder distinta para Colombia, esos ataques se expresan en tergiversaciones, persecuciones, señalamientos y en una serie de intentos por desconocer los logros que el PDA ha tenido. En ese sentido, es muy importante reconocer que nuestro partido ha desarrollado ejercicios de gobierno en distintos municipios y departamentos del país que han adelantado aspectos para el mejoramiento  de las condiciones de vida de la población. En Bogotá, los dos gobiernos consecutivos avanzaron ostensiblemente en la formulación y aplicación de políticas públicas de profundo contenido social que mejoraron la calidad de vida de los capitalinos y son hoy un ejemplo para el país y la América Latina.  Los avances han sido progresivos y se han consolidado con la Alcaldía de Samuel Moreno, entre ellos: la gratuidad en la educación pública, la cobertura y calidad en salud y su gratuidad para niños menores de 5 años, adultos mayores y personas con discapacidad severa, la lucha contra el hambre y la pobreza, y las políticas dirigidas a reconocer y garantizar los derechos de los sectores y poblaciones tradicionalmente excluidos como los indígenas, los LGBT, las victimas y los afro colombianos.

 En el contexto de desarrollo del gobierno ha habido una serie de dificultades que han limitado la relación estrecha entre el partido y la administración de Samuel Moreno Rojas. Otros sectores políticos, proclives al uribismo y hoy atados a la política de Juan Manuel Santos, han terminado haciendo parte de las decisiones de orientación estratégica de la Alcaldía Mayor de Bogotá. De esta manera, han cogido vuelo propuestas totalmente opuestas a lo que el POLO contempla en su ideario de unidad y de lo que se propuso en el programa de gobierno durante las elecciones como la privatización de la ETB, la política laboral, la concesión de vías, los peajes urbanos, las propuestas de Ordenamiento Territorial, entre otras. Esperamos que el Alcalde prontamente corrija el rumbo de estas políticas distritales y manifestamos nuestra intención de profundizar la relación con los gobernantes elegidos como POLO.

 Como lo han planteado distintas voces de tendencias y militantes al interior del partido, y lo ha explicitado nuestra comisión de ética, “La corrupción y el clientelismo son  prácticas incongruentes e incompatibles con el pensamiento y necesidades que inspiraron nuestro nacimiento como opción política y con el proyecto de cambio que le hemos propuesto al país”, por eso estamos muy atentos a las investigaciones que avanzan sobre este tema de parte de distintos entes de control internos y externos al partido. Dado el caso y siempre respetando el debido proceso, plantearemos las sanciones necesarias. También hacemos el llamado para que este tipo de debates autocríticos se den de manera sana al interior del partido, en aras a su fortalecimiento y reiteramos nuestra postura de que el manejo impecable de los recursos públicos es una obligación y un imperativo ético de los militantes,  representantes y directivos de nuestro partido en todo el país.

MOVILIZACIÓN Y LUCHA SOCIAL

El PDA expresa su compromiso y voluntad de fortalecimiento de los movimientos y las movilizaciones populares que levantan la protesta social desde las distintas regiones del país.  Respetamos y compartimos sus reivindicaciones concretas y su llamado a unir las luchas por un cambio democrático. Estamos con los sectores campesinos, indígenas, afrodescendientes, estudiantes, las mujeres, el pueblo ROM, las minorías LGTB y los trabajadores, en especial los de las grandes empresas que explotan y saquean nuestros recursos estratégicos en los megaproyectos y la gran minería.

 SOLIDARIDAD CON LOS DAMNIFICADOS

Nos solidarizamos con las personas y comunidades víctimas de los desastres naturales y de la desidia oficial, y reclamamos soluciones reales y transparentes para su actual situación de desamparo. Declaramos que si bien es urgente la atención a las necesidades inmediatas, el país requiere una transformación estructural y permanente para prevenir sus consecuencias.

 INTEGRACIÓN LATINOAMERICANA Y SOLIDARIDAD INTERNACIONAL

 El PDA busca la articulación  con todos los pueblos del mundo que se levantan para conquistar la soberanía y la democracia y, en particular, con los pueblos, partidos y gobiernos hermanos que luchan por la integración latinoamericana.



El PDA se solidariza con la lucha de los colombianos y colombianas en el exterior como exiliados o como inmigrantes, con la lucha por sus derechos laborales, políticos y sociales en los países donde viven. Exigimos al Gobierno Nacional que se establezcan los convenios y acuerdos necesarios para garantizar dichos derechos.

 BANDERAS DE UNIDAD

 Con la frente en alto y renovada vitalidad, el PDA sale fortalecido y agitando las banderas de unidad de esta Dirección Nacional con la participación del 85% de sus miembros. Llamamos a todo el pueblo colombiano, a las organizaciones sociales, a los intelectuales, a los sectores democráticos a mantener en alto la lucha contra el régimen, hoy encabezado por Juan Manuel Santos, y al desarrollo de propuestas y acciones conjuntas para la construcción de un país digno y justo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario