miércoles, 24 de noviembre de 2010

Colectivo José Alvear Restrepo intenta convencer a Panamá de retirar asilo a María del Pilar Hurtado


Luis Guillermo Pérez, miembro del colectivo José Alvear Restrepo, dijo desde Panamá a LA F.m. que ya ha sostenido varios encuentros con miembros del Gobierno de Panamá con el fin de demostrar que la ex directora del DAS, María del Pilar Hurtado, no reúne los requisitos para ser beneficiada con el asilo político.

“En primer lugar si las amenazas fueran reales contra la vida de María del Pilar Hurtado ella tendría que haber recurrido a todas las instancias colombianas para proteger su integridad, en segundo lugar ella no es víctima de una persecución política, por tanto no cumple con los requisitos para conceder el asilo político”, precisó el abogado Pérez.

Aclaró Luis Guillermo Pérez que otra de las razones para hacer del asilo un camino inviable es que una persona sindicada de violar los derechos humanos o que hayan cometido delitos comunes no pueden ser cobijados con esta medida de protección.

“Efectivamente el Gobierno de Panamá no tuvo la oportunidad de valorar adecuadamente los antecedentes ni las consecuencias de su decisión”, precisó.

Finalmente, precisó que este colectivo tiene derecho a demandar al Estado de Panamá ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos por contribuir a sustraer a una persona de la justicia colombiana.

La fm

Chávez: Obama no le queda otro camino que eliminar las bases en Colombia

El presidente venezolano, Hugo Chávez, expresó este viernes que el único camino que le queda a su homólogo estadounidense, Barack Obama, para merecerse el premio Nobel de la paz y ganarse el apoyo de Sudamérica, es eliminar las bases militares que instaló su país en Colombia e intentar iniciar un diálogo en la región.

"A Obama no le queda otro camino que eliminar las bases y volver al diálogo para apagar el gran ruido generado a instancias de (Álvaro) Uribe y de la oligarquía colombiana", expresó el mandatario desde Bolivia, donde asiste a la juramentación de su colega Evo Morales para un segundo mandato.

Recordó que hay muchas evidencias de que esas bases están establecidas para generar una guerra internacional y manifestó su deseo de que se acuerden mesas de negociaciones para darle una solución.

Ante esto, destacó que "la verdadera guerra que debemos librar es trabajar en la lucha contra la miseria, la pobreza y propiciar el desarrollo económico de nuestras naciones".

Expresó que el presidente de EE.UU, quien ahora es Premio Nobel de la Paz, "debería ganarse ese premio de verdad, porque hasta ahora no lo ha hecho". Siga..

Ecuador expresa preocupación por posibles fines bélicos de EE.UU. en bases de Colombia

En el contexto del IX Congreso de Ministros de Defensa de las Américas, en la ciudad boliviana de Santa Cruz, Ponce resaltó que Estados Unidos puede aprovecharse del acuerdo militar firmado el pasado año con Colombia para emplear sus bases con fines armamentistas.

“Nos preocupa que haya terceros países en bases latinoamericanas y concretamente en las bases colombianas”, afirmó el ministro ecuatoriano ante la prensa a la salida del encuentro con sus homólogos del continente.

Desestimó que los países latinoamericanos estén inmersos en una carrera armamentista, al tiempo que rartificó que las naciones de la región sólo buscan defender sus respectivas soberanías.

“Una carrera armamentista se da cuando uno compite con un país vecino en materia de armamento, y yo creo que esa no es la experiencia en nuestros países (…) Lo que hacen los países es solo robustecer, dentro de sus posibilidades, las capacidades de operación" y su infraestructura de defensa”, aseveró Ponce.

El pasado mes de agosto, Ecuador formó un frente junto a Venezuela y Bolivia para rechazar el acuerdo entre Bogotá y Washington para el uso de bases militares en territorio colombiano.

Sin embargo, en ese mismo mes, la Corte Constitucional colombiana dejó sin efecto ese entendimiento con el Gobierno estadounidense y los pospuso hasta que sea aprobado por el Congreso del país suramericano.

Los tres gobiernos suramericanos, junto a otros como los de Argentina y Brasil, han reiterado en varias ocasiones que ese acuerdo podría ser utilizado para realizar operaciones de espionaje a otras naciones y ser factor de desestabilización en la región. Siga..

No hay comentarios:

Publicar un comentario