jueves, 15 de enero de 2009

PLAZAS DE MERCADO NO PUEDEN MORIR POR INANICIÓN FINANCIERA DEL ESTADO

BOLETIN DE PRENSA



PLAZAS DE MERCADO NO PUEDEN MORIR POR INANICIÓN FINANCIERA DEL ESTADO

*El gobierno distrital no debe abandonar a su suerte a las plazas de mercado para auspiciar el monopolio privado de la intermediación de alimentos


El concejal Jaime Caicedo Turriago criticó firmemente el hecho de que la administración distrital esté contemplando desestimular la inversión pública en el desarrollo y mejoramiento de las plazas de mercado, mientras que por otra parte permite el crecimiento del monopolio de la intermediación de alimentos en manos de los grandes supermercados, con consecuencias muy serias para la seguridad alimentaria de la ciudad y los costos de los alimentos para los bogotanos y bogotanas.


Basándose en los resultados de un estudio realizado por la ONG Fundes, la cual recomienda a la administración asumir un plan que entregue a concesionarios privados la administración de las plazas, a cambio de una alta participación en las ventas finales de las mismas, lo cual implicaría altos costos para los vivanderos que serían luego trasladados a los consumidores finales, Caicedo Turriago dijo que la ciudad debe conservar el carácter público de las plazas por cuanto no sólo son espacios históricos y populares para la comercialización de alimentos, sino porque constituyen una línea de defensa clave para el control del precio de los alimentos y la posibilidad de que los pequeños y medianos campesinos puedan distribuir su producción a precios justos y que no impacten de manera severa la economía de los hogares bogotanos.


"La administración distrital tiene la responsabilidad de salvaguardar el bienestar colectivo y de defender los intereses de las mayorías desposeídas. En términos de la política alimentaria y de abastecimiento, eso no lo va a lograr permitiendo que las grandes multinacionales que tienen en sus manos los supermercados continúen copando cada vez más el mercado, ahogando a los pequeños y medianos comerciantes y creando una situación de monopolización que resulte a la larga irreversible y sumamente gravosa para la población, en desmedro además del esfuerzo empresarial nacional de los pequeños y medianos comerciantes", dijo.


De esta manera, Caicedo Turriago se unió a la posición de otros concejales del Polo Democrático Alternativo en el propósito de asegurar que se refuerce la inversión pública en las plazas de mercado, mejorando su infraestructura y sus condiciones de salubridad y comercialización. Además, la propuesta incluye la posibilidad de condonar las deudas de los vivanderos de algunas de las plazas de mercado, quienes por fuerza e la desbordada y agresiva competencia de las grandes superficies, se han visto comprometidos financieramente.


"La administración debe garantizar la permanencia y el mejoramiento de las plazas de mercado estimulando su crecimiento empresarial, financiando este desarrollo y ejerciendo equilibrios y controles en el mercado de alimentos en la ciudad mediante el facilitamiento del ejercicio de la actividad de los vivanderos, de su capacitación y la creación de mecanismos que garanticen su permanencia en el mercado. La seguridad alimentaria de la ciudad y el precio final de los alimentos dependen en mucho de estas medidas", dijo finalmente el concejal del Polo Democrático Alternativo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario